Qué es el posicionamiento web (SEO)

La optimización en buscadores (SEO) es el arte de hacer que las páginas Web puedan obtener un alto rango en los motores de búsqueda. El posicionamiento web, también conocido como SEO,  se lleva a cabo mediante la optimización de ciertas secciones o «elementos» en la codificación HTML de cada página. Estas secciones son específicamente leídas por los robots de los motores de búsqueda y, dependiendo del nivel de optimización, puede crear una mayor probabilidad de tráfico de referencia libre.

Hay varios métodos y opiniones sobre la forma en que una página web debe ser optimizada, y mucho dependerá del tipo de sitio, su contenido, el objeto y la competencia. Pero en general el posicionamiento web ante los motores de búsqueda se basa principalmente en el uso apropiado de palabras clave y frases clave que describen el contenido del sitio. Hay que tener en cuenta que el uso de estas palabras clave no se debe hacer solamente pensando en el posicionamiento web, sino que también se deben crear pensando en los visitantes, quienes serán los lectores finales de su contenido web.

Las palabras clave primero deben aparecer en la sección de título del código fuente de la página. También deberían aparecer en la sección de descripción Meta, donde se precisa la página y se describe mediante la repetición de las palabras clave para lograr un mejor posicionamiento web. La sección meta de palabras clave también contiene palabras clave o frases que describen el sitio de productos, servicios o contenidos.

Lo ideal sería que el código fuente de cada página siguiente en el sitio también pudiera tener sus propias palabras, y de esta forma hacer que cada página de su sitio pueda estar preparada para tener un mejor posicionamiento web. Cada título de la página debe usar una o más de estas palabras claves únicas para la máxima optimización ante los motores de búsqueda.

Muchas personas aseguran que un buen trabajo SEO depende en gran medida en las palabras clave, y las frases clave más importantes debe ser utilizadas libremente en los dos primeros párrafos del contenido de cada página, y luego repartidas en todo el cuerpo del contenido web. El último párrafo de cada página también debe ser rico en palabras clave para asegurar un mayor posicionamiento web.

Una regla de oro es sugerida para llegar a la densidad de palabras clave entre el 5 y el 15%. Esta regla   debe ser utilizada para invocar palabras libremente sin ser demasiado repetitivo. También puede ayudar el uso de negritas o cursivas en una o dos palabras clave, pero evite hacerlo en exceso ya que esto podría hacer que se pierda todo su trabajo de posicionamiento web por considerarse como spam.